RADIO ON LINE | ¡Apaga la luz y atrévete a escucharnos!

04 febrero 2007

La Misteriosa Cueva de San Antonio

FIGURAS DIBUJADAS EN PIEDRA QUE ASEMEJAN ESFERAS Y FORMAS  LUMINOSAS SUSPENDIDAS EN EL CIELO.
Estudio dirigido por: Rafael Oseguera

 
 PROTOCOLO DE ESTUDIO 

Omar García fue una de las dos personas que descubrieron
la cueva en el monte.

Introducción:
Hace algunos años durante un día de campo unos hermanos encontraron accidentalmente una cueva escondida entre los montes la cual tenía plasmada sobre sus paredes rocosas misteriosas pinturas rupestres que mostraban lo que bien podría ser la presencia extraterrestre en el pasado y OVNIS.
Antecedentes:
La historia de los avistamientos de objetos volantes no identificados y de la variada fenomenología que los acompaña, puede dividirse en dos grandes etapas: a) una que engloba los avistamientos habidos desde épocas prehistóricas hasta nuestro siglo XX, y otra b) que recoge los avistamientos contabilizados en la época tecnológica, desde aquellos nueve discos volantes que avistara Kenneth Arnold el 24 de junio de 1947 junto al monte Rainier, en Washington, hasta hoy.1
 
Desde los albores de la humanidad como tal, el hombre acepta como lógica la existencia de fuerzas inteligentes, de seres supuestamente no humanos —dioses, ángeles, demonios y un sinfín de intermediarios— que intervienen directamente en el curso de nuestra vida sobre este planeta.
 
Los textos y legados que en el curso de los tiempos han ido reflejando el acontecer de la historia de la humanidad están salpicados de testimonios que ilustran la presencia permanente de objetos volantes que evolucionan de forma inteligente a baja altura sobre la superficie terrestre. La lista de tales avistamientos en todo el mundo y en todas las épocas prueba que la actuación y la intervención de una o de varias inteligencias distintas de la nuestra forman parte integral y continua de la historia de la humanidad.1

Popol Vuh.

En el Popol Vuh, el Libro del Consejo de los indios quichés, de la gran familia maya, se dice:

 «Y los Maestros Gigantes hablaron , así como los Dominadores, los Poderosos del Cielo: Es tiempo de concentrarse de nuevo sobre los signos de nuestro hombre construido, de nuestro hombre formado, como nuestro sostén, nuestro nutridor, nuestro invocador, nuestro conmemorador. Haced pues que seamos invocados, que seamos adorados, que seamos conmemorados, por el hombre construido, el hombre formado, el hombre maniquí, el hombre moldeado.»2
 
El volumen II de la Introducción a la Ciencia Espacial, publicado por la Academia de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, incluye un capítulo de estudio de los OVNIs. Se afirma allí literalmente que «los OVNIs son objetos materiales que están, o bién pilotados, o controlados por control remoto por seres que son de fuera de este planeta». Y también se afirma que «las visiones OVNI parecen extenderse a lo largo ya de 47.000 años». 3
 
El testimonio más antiguo que relaciona a los supuestos dioses con los objetos volantes no identificados, es el que transmiten los aborígenes de los montes Kimberley, en el noroeste de Australia. Cuentan que en tiempos remotos sus dioses trazaron sobre las rocas unos dibujos antropomorfos de notable tamaño, los Wandjinas, con rostros carentes de boca y rodeadas sus cabezas por uno o dos semicírculos en forma de herradura, con finas líneas que irradia el círculo exterior. Después de ello y de instruir a los nativos, los wandjinas o dioses se transformaron en serpientes míticas y se refugiaron en charcos cercanos. Cuentan los nativos que de vez en cuando se les puede ver de noche en forma de luces que se mueven a gran altura.4
 
Trazados en piedra de los "Wandjinas".
Tanto grabados prehistóricos como cuadros medievales manifiestan la presencia de objetos voladores no identificados así como  de extraños seres que tripulaban dichos objetos. Habiendo traspasado las barreras del tercer milenio estos grabados y pinturas siguen siendo un misterio.


Pintura Rupestre

Marco Teórico
La pintura rupestre es una manifestación artística primitiva del ser humano iniciada hace unos 40.000 años durante la última glaciación que se puede ubicar en diversas épocas y en todos los continentes exceptuando la Antártida.
 
Se realizaban principalmente en los muros de cavernas, aunque también se hacían grafos en diferentes objetos como cantos rodados, cerámicas decoradas y objetos ornamentales. Estas pinturas y los petroglifos asociados revelan que el hombre, desde tiempos prehistóricos organizó un sistema de representación artística y comunicación. Se cree que generalmente eran realizados por ancianos o alguna especie de chamán.
 

Las pinturas rupestres eran realizadas únicamente con fines religiosos
o ante situaciones dignas de ser contadas como una buena cosecha o una buena caza.
En la imagen podemos observar algunos bisontes.

 
Casi todas las manifestaciones rupestres se dan en el interior de las cuevas. La decoración está, por lo general, apartada de los sitios ocupados por el asentamiento. Este carácter latente subraya su significado religioso o fuera de lo cotidiano. Al estar ocultas en asentamientos rocosos lejos de la erosión han resistido el pasar de los milenios.5

Planteamiento del Problema
¿Acaso las extraña pinturas de la cueva de San Antonio son la representación de objetos voladores no identificados?
 
¿Astronauta del pasado?
Justificación
La aparición de altas culturas humanas entre los milenios tercero y segundo antes de Cristo han hecho pensar a determinados investigadores que en aquellos tiempos habrían podido llegar a nuestro mundo seres cósmicos. Éstos habrían sido los que influenciaron a los pueblos de aquel tiempo para sacarlos de la ignorancia y de sus sistemas primitivos de vida.
 
Otros estudiosos han reunido un gran número de enigmas del pasado.Muchos de éstos son mencionados en una larga lista confeccionada por Robert Charoux en su libro "Historia Desconocida de los Hombres", para demostrar la influencia extraterrestre:
 
1) Una inscripción en la cueva de Kohistán en La India, de catorcemil años de antigüedad que representa a la tierra ligada a Venus por una línea de trazos.
2) La raza desconocida de Glozel.
3) Las alfarerías de la misma procedencia.
4) Los platillos voladores sí existen en pinturas rupestres.
5) El oricalco de los Atlantes, metal mencionado en los textos antiguos, que nunca fue identificado.
6) El gigante de 6 metros en los frescos de Tasili parece vestido con una escafandra.
7) En Tiahuanacu, dibujos de máquinas extrañas espaciales.
8) El calendario 'Venusiano' en 'La Puerta del Sol´, Tiahuanacu (Bolivia).
9) Los hombres de 4 dedos en las pictografías y estatuas de Tiahuanacu.
10) Las máquinas cilíndricas voladoras de Yunan (China).
11) La creación del mundo explicada por Moises en el 'Pentateuco', cuatromil años antes que los cosmólogos modernos.
12) La ciencia secreta de Moisés y del Antiguo Egipto.
13) El traslado al cielo de Elías y Enoc. Sus relaciones con el viaje al cosmos.
14) El mito de Prometeo, cuya aventura extraterrestre es igual a la del 'hombre' de Tiahuanaco .
15) El 'extraño ser de Palenque' (México).

Hipótesis
De las extrañas pinturas rupestres que se encuentran en la cueva de San Antonio podemos interpretar que se tratan de objetos voladores no identificados, al menos por nosotros en la actualidad, en una de esas pinturas observamos a un individuo el cual, aparentemente, esta avistando siete esferas en el cielo o bien que se encuentran suspendidas por encima de este  las siete esferas anteriormente mencionadas.

Fotografía original de la pintura denominada por el equipo de estudio
con el nombre de "las siete esferas".


Replica de la pintura "las siete esferas" realizada por Rafael Oseguera
en el lugar. Las réplicas se utilizan con propósitos didácticos para reemplazar
obras que por su fragilidad, posible deterioro u otras razones, no pueden ser expuestas.

¿Qué trataron de ser representar los antiguos habitantes de esta región?
Tomando en cuenta que casi todas las manifestaciones rupestres se dan en el interior de las cuevas, este carácter latente subraya su significado religioso o fuera de lo cotidiano. Por lo que podemos deducir por la posición de las esferas de una flotilla formada por siete objetos voladores y por ende un suceso extraordinario digno de ser representado.
 
En otra de las imágenes que fueron plasmadas en la cueva podemos apreciar algo parecido a un enorme plato volador situado entre los cerros que se encuentran enfrente de la cueva, también creemos que trataron de representar su evolución al volar, como si de un veloz movimiento hubiese desaparecido en el firmamento.

Fotografía original de la segunda pintura la cual fue bautizada
por el equipo de estudio con el nombre de "plato volador".

Replica del "plato volador" realizada en el lugar
por Rafael Oseguera Reyes.

En la ultima de las imágenes podemos notar a un extraño hombre o ser volador posado entre los cerros y como si estuviese cubierto de una luminosidad muy intensa. Cabe hacer mención que esta ultima pintura rupestre se encontraba localizada a un costado de la cueva y expuesta a las inclemencias del tiempo. Así mismo de su acceso peligroso y complicado.

Fotografía original de la tercer pintura bautizada por el equipo de estudio
como "el hombre volador"

Replica de "el hombre volador" realizada en el lugar por
Rafael Oseguera Reyes.

Diseño del Estudio
No Experimental, Cualitativo, Transversal y Retrospectivo

Objetivo General
Mostrar las hipótesis y la recopilación de las evidencias a todo el mundo. Cada persona como un ser autónomo e independiente con libre albedrío determinara y dará su propia explicación.

Así se observa la Cueva de San Antonio escondida entre los montes
y la hierba crecida.
 
Procedimiento
Nos trasladamos a la cueva de San Antonio, documentamos, tomamos fotografías y realizamos algunas replicas para restablecer los colores originales y poder determinar con mas claridad las evidencias.

Rafael Oseguera realizando la replica de "el hombre volador"
al borde de un precipicio.
 
Consideraciones Éticas Aplicables a la Investigación
1.- Se pidió el consentimiento al dueño para poder ingresar a su propiedad  y poder realizar nuestro estudio.
2.- Se tratara hacer las replicas lo mas parecido posible para evitar alguna confusión.
3.- Mostraremos todas las evidencias al publico en general.

Financiamiento de la Investigación
Recursos propios del grupo de estudio.

Ámbito Geográfico donde se realizo la Investigación
Rancho de San Antonio, localizado entre la Ciudad de Cuauhtémoc y el Municipio de Cusihuiriachic, Chihuahua, tomando un atajo  por el camino viejo a Coyáchic a la altura del Km.6
 
Cuauhtémoc, Chihuahua, se localiza en la región central del estado entre las coordenadas 28°24’ de latitud norte y 106°52’ de longitud oeste, con una altitud de 2,060 metros sobre el nivel del mar, tiene una superficie de 3,018,90 Km. cuadrados lo que representa el 1.2% de la superficie estatal y ocupa en este sentido el 25 lugar. Limita con los siguientes municipios: al norte con Namiquipa, al sur con Cusihuiriachic y Gran Morelos, al este con Riva Palacios y al oeste con Bachiniva y Guerrero.

Antiguos Pobladores de la Región
Raramuris.- Según la leyenda de los antiguos pobladores de la sierra, el mundo fue creado por Rayénari -dios sol- y Metzaka -diosa luna-. En su honor, hoy en día bailan, sacrifican animales y beben tesgüino.
Ahí donde la Sierra Madre Occidental se torna más agreste y accidentada viven los tarahumaras o tarahumares, que se llaman a sí mismo raramuris.
Hace unos 300 años los tarahumaras se disgregaron de un grupo nómada que viajaba por la costa occidental de México rumbo al sur. Conforme el grupo avanzaba, se iba dispersando. A los que llegaron al sur de la sierra se les conoció como huicholes y coras, y los que se establecieron en Sonora y Sinaloa formaron más tarde los grupos yaqui y mayo. Se cree que otro grupo viajó río arriba, por profundas barrancas, atravesó la Sierra Madre Occidental y habitó las planicies cercanas a la actual ciudad de Chihuahua. Con la llegada de los españoles, los tarahumaras se refugiaron en las montañas y barrancas de la sierra. Se trata de un pueblo muy resistente a las adversidades, que vive en pequeños núcleos.

Hidrografía
El agua superficial se localiza básicamente en las lagunas de bustillos, del pájaro, de los mexicanos y los nogales; así como las presas: la quemada, Napavechi, del burro, del picacho, tres lagunitas, 6 de enero, Cuauhtémoc, Barraganes y Táscate del Águila. El Municipio no cuenta con ríos, su territorio es atravesado por varios arroyos, la mayor parte de ellos solo llevan agua en tiempo de lluvias, sus corrientes pertenecen casi en su totalidad a la vertiente interior, formada por la cuenca de la laguna de Bustillos.

Clima
Se califica de transición, de semihúmedo a templado; con una temperatura media anual de 14°C. y una mínima de -14.6°c. Con un promedio anual de 66 días de lluvia captando en promedio 439 ml, con una humedad relativa del 65%.

Factibilidad del Estudio
El protocolo técnicamente es factible ya que se cuenta con las facilidades del dueño de esta propiedad privada así como del transporte al lugar de los hechos y del equipo técnico y humano.

Recursos Materiales que se utilizaran
1.- Camara Digital Daewoo D-400
2.- Libreta de Anotaciones
3.- Hojas en Blanco
4.- Crayones
5.- Lápiz
6.- Pluma
7.- Memoria USB IBIT Kempler & Strauss
8.- Laptop Compaq
9.- PC Compaq Deskpro
10.- Editor Grafico

Cronograma de Actividades
Nos transportamos al lugar denominado La Cueva de San Antonio, el domingo 4 de Febrero del 2007 a las 9:30 am. Una vez en el lugar procedimos a tomar evidencias fotográficas de la zona así como de las pinturas rupestres y realizamos replicas de las mismas.

 
ESTUDIO

Titulo:
PINTURAS RUPESTRES EN LA CUEVA DE SAN ANTONIO

Bitácora de la Investigación:
Domingo 4 de Febrero 2007
9:30 am
Cuauhtémoc, Chihuahua
 Equipo de estudio: (De Izq. a Der.) Omar García, Elías Marín, Rafael Oseguera y Ricardo Ordóñez.

En dirección a la cueva.

Resumen
Domingo 4 de Febrero del 2007, a las 9:30 am, nos trasladamos al Rancho de San Antonio, tomando la carretera que va de Cuauhtémoc a Cusihuiriachi, nos dirigimos por el camino antes mencionado hasta llegar a la altura del Km 6 cerca del campo menonita No. 26 de ahí tomamos un camino de terracería que era la antigua ruta para dirigirse a el poblado de Coyachic.
 

Un camino lleno de curvas y pedregoso, bastante maltratado. Durante el transcurso del mismo se puede apreciar una pequeña laguna, la laguna de la colonia México. Adentrándose mas en este complicado camino, debido a que sus características geográficas son muy accidentadas aproximadamente 10 km , llegamos al pequeño Rancho de San Antonio, mismo que comprende una extensión de dos hectáreas y es propiedad del Sr. Ramón García. Una vez en el rancho hay que avanzar  una distancia aproximada de 1.5 Km para llegar a la cueva. Hay que caminar por el bordo de un pequeño pero abundante arroyo, un camino bastante complicado lleno de troncos, piedras y hojarasca, así como de varias hierbas espinosas.

A pesar de lo complicado de la caminata pudimos apreciar la belleza natural de la región, se podía escuchar el chapoteo del agua cristalina correr y caer entre las formaciones rocosas. Así mismo en el fondo del pequeño arroyo pudimos apreciar diminutos peces, tortugas y un verde esmeralda profundo de su vegetación acuática. Durante este recorrido también apreciamos un manantial que estaba localizado debajo de un árbol del cual brotaba agua cristalina, como premio a nuestro esfuerzo fue el escuchar el canto apacible de los pájaros y el zumbido de los mosquitos con el ruido del aire.

Laguna de la Colonia México.
Sr. Ramón García, propietario del lugar.
Tuvimos que caminar aproximadamente un kilometro
para llegar a la cueva.
 
A pesar de lo complicado de la travesía pudimos contemplar la belleza del lugar.

Temperaturas hasta debajo de los 0° son
comunes en estas fechas.
El agua que corre por el arroyo aun se observa congelada debido a las bajas temperaturas que se registraron en la zona por esas fechas.

Una vez que se va aproximándose a la cueva existe un muro de piedra en las faldas de la misma, esta especie de pared rocosa, presenta una socavación en su forma, hay que escalar un poco, una pequeña loma, y esquivar algunas plantas espinosas, catuños, hasta llegar a esta cueva que a pesar de su pequeño tamaño no deja de ser impresionante.
Ascenso a la cueva.
Una vez en el lugar pudimos apreciar esas pinturas rupestres que se encuentran inmediatamente en la entrada de la cueva. Las pinturas se ven bastante deterioradas sin embargo se pueden apreciar sus formas. Inmediatamente procedimos a copiar las pinturas rupestres por lo cual nos dimos a la tarea de subirnos a unas rocas un tanto resbalosas.

Omar García y Elías Marín en la entrada de la cueva.
Rafael Oseguera replicando una de las pinturas rupestres el borde de un precipicio.
 
Las Siete Esferas.
En una de ellas se muestra una especie de animal, inmediatamente a un lado de la misma se aprecia lo que presumiblemente puede tratarse de una flotilla. Siete esferas levitando por encima de un hombre, el cual aparentemente porta una especie de casco o sombrero y una especie de artefacto a un lado, otra visión, que se trate de una especie de arado.
 
Dentro de la cultura Raramuri existe una ceremonia en la cual consistía en la transformación del niño al hombre por medio del peyote y el tesgüino; y arriba de la montaña se quedaban hasta una semana para encontrarse así mismos con la naturaleza, lo que supone que durante su grado de intoxicación estos alucinaran y plasmaran este tipo de imágenes en las piedras.

En otra de las imágenes se pueden apreciar los cerros y en medio de estos lo que podría ser una especie de plato volador e inmediatamente por encima de el lo que vendría ser la representación del mismo objeto desapareciendo velozmente en el cielo.


Plato Volador.
Otra visión podría ser que se trata del sol saliendo entre las montañas, atardecer o amanecer, o puede ser un eclipse o algo por el estilo. Otra opción, ser un cometa plasmado en esa imagen o una lluvia de estrellas.

El Hombre Volador.
En la tercera pintura a analizar se muestra lo que puede ser una especie de hombre o ser en el cielo del cual emana una especie de aura o luz de esta forma humanoide localizada entre las montañas, otra perspectiva será que podría tratarse de algo que cae, aunque puede resultar muy aventurado el señalar que se podría tratar de un cuerpo en caída o un objeto elevándose dejando una estela o especie en su recorrido.


Conclusión:
La conclusión de este estudio queda abierta debido al diseño de la misma que es un diseño cualitativo permite e incluso estimula la elaboración de ajustes a fin de sacar provecho a la información reunida en las fases tempranas de su realización; y estimulando a nuevos estudiosos a continuar con la misma a partir de esta valiosa información, respetando la autonomía y libertad de pensamiento, usted saque sus propias conclusiones.

Bibliografía:
1.- OVNIS en la Antigüedad
http://mundomatero.tripod.com
2.- Popol Vuh
http://www.bibliotecasvirtuales.com
3.- Introducción a la Ciencia Espacial, Vol. II
http://pruebas.mercored.cl
4.- Wandjinas, Mysteries of the Dreamtime
http://www.estherbeaton.com
5.- Wikipedia
www.wikipedia.com
6.- Claves del futuro en nuestro pasado
http://ar.geocities.com/car_orig/clavesdelpasado.html

2 comentarios:

Carlos Pacheco dijo...

saludos amigo, soy director de el Grupo ZETTA.- Investigadores de Fenómenos Paranornales del Norte de México (Chihuahua), y me interesaría contactarme con integrantes de el grupo LAMAT, cualquier información es bien recibida en mi correo electrónico: galfordp@hotmail.com (MSN), de antemano muchas gracias.

Pacheco

Anónimo dijo...

intereseantes entradas....

aqui les dejo unos videos recomendados


http://www.youtube.com/watch?v=MlZNRRFXTUs

http://www.youtube.com/watch?v=x2NmkxFmHEU


http://www.youtube.com/watch?v=6NJDf1WzieM

http://www.youtube.com/watch?v=LbaWuRZv3F4
ksa
http://www.youtube.com/watch?v=cp64OF1MRf


http://www.youtube.com/watch?v=mE73OT5TWw8


http://www.youtube.com/watch?v=7PDL-Lm6HGo

http://hiphoprebelde.blogspot.com/